El «realojo» de la Memoria Histórica en la Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía

El sector más activo del memorialismo no ve con buenos ojos a Rosa Aguilar

Andalucesdiario.es | Ana Isabel Cerro | 21-6-2015

“La designación de Rosa Aguilar como nueva consejera de Cultura de la Junta de Andalucía, con las responsabilidades sobre Memoria Histórica, va a traer cola si no se explica lo antes posible”. La frase es parte del duro comunicado emitido este fin de semana por el grupo de trabajo Recuperando la Memoria Histórica-CGT Andalucía, uno de los más activos del movimiento memorialista andaluz y muy critico también con la nueva ley impulsada por Izquierda Unida cuando gobernaba en coalición con el Partido Socialista en la Junta de Andalucía.

El grupo RMHSA no solo considera que “los conflictivos antecedentes” de Aguilar no son los mejores para asumir las políticas de memoria, sino que lamenta que “desde que comenzara a actuar en esta materia en 2001 con las indemnizaciones a los privados de libertad del franquismo, el Gobierno de Andalucía ha movido la Recuperación de la Memoria Histórica de una a otra consejería (Justicia, Presidencia, Administración Local y ahora Cultura) y la ha puesto la responsabilidad de diferentes cargos: un viceconsejero, un comisario y, en la actualidad, un director general”.

El movimiento memorialista reprocha, en primer lugar, a la nueva consejera de Cultura y exalcaldesa de Córdoba “no haber salido resolver el asunto de la ‘cruz de los caídos’ de Córdoba, ni antes ni después de la publicación de  la Ley Memoria Histórica”. Simplemente, añaden, “hizo algunas gestiones encaminadas a maquillarla quitándole algunas piezas ornamentales: el águila preconstitucional y un texto que hacía referencia a la Guerra Civil”. RMHSA-CGT recuerda que la cruz sigue en el mismo lugar, pues su sustituto, Andrés Ocaña (IU), tampoco la tocó, al igual que José Antonio Nieto (PP).

EL CASO LUIS DORADO

Pero no acaban ahí las críticas a Aguilar, más bien solo comienzan. “Doña Rosa Aguilar tuvo una actuación apoteósica cuando se negó a que, con una subvención del Ministerio de la Presidencia, se hicieran unas catas para confirmar la existencia de una fosa común en el cementerio municipal de San Rafael”, rememoran para contextualizar a continuación que se intentaba localizar, por parte de la Sociedad de Ciencias Aranzadi, los restos del diputado socialista malagueño Luis Dorado Luque, fusilado en los primeros días del golpe y enterrado en una fosa común. “La alcaldesa reclamó una orden judicial para autorizar la intervención”, se lamentan.

Y concluyen así su relato de la intervención de Aguilar en aquel caso: “Sin embargo, sí acogió (sin ni siquiera agradecerlo) el estudio de georradar de esa zona del cementerio que fue pagado por esa subvención. La actitud de Rosa Aguilar fue denunciada en los juzgados, que terminaron archivándola.

MÁLAGA NO ES CÓRDOBA

En esas mismas fechas, dice el comunicado, “el Ayuntamiento de Málaga, gobernado por Francisco de la Torre, del PP, comenzó los trabajos de exhumación de los restos de 2.840 fusilados con una aportación económica que superó los 300.000 euros, junto con aportaciones similares, por parte de la Junta de Andalucía y del Ministerio de la Presidencia”.

La nota pública del grupo memorialista echa mano de la ironía para elevar el tono de sus reproches: “No tenemos datos sobre si la nueva consejera de Cultura ha realizado algún curso de reciclaje en esta materia, o si, con su ingreso en el PSOE, ha modificado sus posiciones anteriores (¡ojalá!), pero no nos gustaría que la Memoria Histórica pasara a formar parte de un programa más de intervenciones arqueológicas al uso, junto a los restos de la época fenicia, romana o árabe”.

El grupo RMHSA espera ser convocado por la nueva consejera para conocer las futuras líneas de intervención de la Junta de Andalucía en esta materia.

http://www.andalucesdiario.es/ciudadanxs/el-movimiento-memorialista-crit...

Imagen: 
Fecha publicación: 
Domingo, 21 Junio, 2015